Tu carrito
No hay más artículos en tu carrito

Envíos anónimos y gratis a partir de 30€ | Entrega en 24-48h

Tu carrito
No hay más artículos en tu carrito

Rosin: ¿qué es y cómo se hace?

¿Qué es el rosin? ¿Cómo se hace? Si te estás preguntando esto… Este post es para ti porque vamos a profundizar sobre qué es el rosin y todos los tipos de prensa que engloba

M. Mar
Actualizado: 05/06/2023 338
Rosin: ¿qué es y cómo se hace?
Compartir:

En primer lugar, debemos de saber que el rosin se trata de un concentrado que se obtiene de la planta del cannabis cuando se aplica calor y presión. Es una técnica muy habitual, ya que no es necesario la utilización de solventes externos. 

¿Qué es el Rosin?

Como hemos dicho, el rosin es un extracto que se da cuando se aplica calor y presión en los tricomas de la planta de marihuana. Es muy similar al BHO, sin embargo, en el rosin se trabaja sin químicos perjudiciales. 

Por lo tanto, para saber cómo se hace rosin son unos pasos muy fáciles. En primer lugar, se debe de prensar y dar calor a los cogollos hasta que estos liberen los cannabinoides, terpenos, entre otros con aspecto ‘pegajoso’. En función del resultado que quieras obtener, se pueden partir las flores para lograr rosin o incluso iceolator, rosin en seco, entre otros tipos.

Tipos de prensas de rosin

Existen varias tipologías de prensas de rosin y de hecho, dentro de cada tipo, pueden incluso sacar mejoras e innovaciones dentro de cada tipo. Entre las principales y más conocidas encontramos las siguientes:

  • Prensa hidráulica.
  • Prensa Neumática.
  • Prensa manual. 
  • Prensa automática

A lo largo del post vamos a profundizar un poco sobre cada una de ellas y sobre los diferentes resultados que se pueden obtener de las mismas. 

Prensas de rosin manuales

Las prensas de rosin manuales, como su propio nombre indica, son manuales. Normalmente, estas prensas suelen la opción de apagado y encendido y además su rango de temperatura. Normalmente, se recomienda que este a unos 100 grados. Después poner los cogollos y machacarlos y envolver en papel de horno rosin.  

Prensas de rosin automáticas

En el caso de la prensa de rosin automáticas es bastante similar a la manual. Solo que lo hace de forma automática, por lo que necesita un menor control, ya que se ocupa directamente de aplicar presión sobre la flor. 

Prensas de rosin hidráulicas

Las prensas de rosin hidráulicas suelen tener una mayor capacidad. Además, se comercializa ya ensamblada y lista para usar, aunque es cierto que suelen pesar bastante, es la opción ideal si tienes muchas flores con las que quieras conseguir rosin. Este tipo de prensa hidráulica puede ser manual o automática. Sin embargo, son más fáciles a la hora de utilizarlas, ya que la visión de los concentrados es mejor, puesto que puedes verlos mejor a la hora de extraerlos. No obstante, el rendimiento con esta prensa puede ser algo inferior. 

Prensas de rosin neumáticas

Estas prensas de rosin neumáticas destacan por ser de las más innovadoras por el hecho de que prensa de forma automática los cogollos. A su vez, presenta un mayor tamaño, por lo que en este caso es necesario conectarla a la electricidad y aplican una mayor presión. Esta es la principal diferencia de las prensas rosin neumáticas porque emplean una fuerte presión a la hora de aplicar la fuerza y por ende, se obtiene rosin más rápido y consistente. Por lo tanto, el tamaño de la prensa rosin neumática es más grande. 

¿Qué se necesita para hacer Rosin?

Si ya has llegado hasta aquí, querrás saber todo lo necesario para hacer Rosin, independientemente de si quieres hacer rosin en seco, iceolator o incluso terpenos, siempre vas a necesitar:

Una prensa de rosin, cualquier de las anteriores mencionadas te sirve, ya depende de sus necesidades.

Filtros de rosin, donde se deben tener en cuenta las micras según el tipo que desees lograr. 

Papel de horno específico para hacer rosin.

Y por supuesto, los cogollos o flores con los que vamos a conseguir rosin

Cómo hacer rosin paso a paso

Para hacer rosin de flores paso a paso, necesitamos tener en cuenta varios aspectos como el filtro que se vaya a usar, la temperatura, entre otros factores que determinarán la calidad de la extracción.  En primer lugar, necesitamos los cogollos congelados en fresco o cogollos secos, pero no tocados, es decir, que aún mantengan sus tricomas intactos.

Una vez todo listo, debemos de quitar todas las hojas y ramas de nuestras flores para posteriormente llenar la bolsa de rosin tratando de que quede el menor espacio posible. Después debemos de prensar la bolsa apoyándola en una mesa o superficie plana y empujando con la mano para que se quede de la forma más compacta posible. 

Finalmente, se debe de colocar la prensa en la temperatura que marque el fabricante, normalmente suele oscilar entre los 65 y 120 grados centígrados. En función del tiempo que utilices la prensa, obtendrás una calidad u otra. Normalmente, se recomienda la prensada entre 1 y 2 minutos para obtener una mejor calidad.

Nota: Si por ejemplo la temperatura es inferior a los 70 grados, vas a lograr una menor cantidad, pero con una mayor calidad, es decir, tendrá un mejor sabor y una textura más sólida.

Sin embargo, si la temperatura es superior a los 100 grados, podrás tener mayor cantidad, pero su calidad será inferior (tampoco será mala calidad), ya que presentará un color más oscuro.

Recuerda, si tienes alguna duda durante el proceso o necesitas asesoramiento adicional, no dudes en ponerte en contacto con Matilla Plant. Nuestros profesionales estarán encantados de ayudarte y proporcionarte toda la información que necesites para convertirte en un maestro del rosin.

¡Esperamos que disfrutes de este viaje por el mundo del rosin y que encuentres en esta técnica una nueva forma de explorar los beneficios del cannabis!

Posts más visto