Tu carrito
No hay más artículos en tu carrito

Envíos anónimos y gratis a partir de 30€ | Entrega en 24-48h

Tu carrito
No hay más artículos en tu carrito

Hojas quemadas en floración de la marihuana

El cultivo de marihuana es un proceso que requiere de atención y cuidado para garantizar plantas saludables y cosechas de calidad. Uno de los problemas más comunes que enfrentan los cultivadores durante la etapa de floración es la aparición de hojas quemadas. Este problema puede afectar el rendimiento y la calidad de los cogollos, por lo que es crucial identificar las causas y aplicar las soluciones adecuadas para mantener tus plantas en óptimas condiciones.

En este post, abordaremos las posibles causas y síntomas de las hojas quemadas en la floración de la marihuana, así como las medidas preventivas y correctivas que puedes aplicar para mantener tus plantas saludables y garantizar una cosecha exitosa.

M. Guzmán
Actualizado: 08/05/2023 5212
Hojas quemadas en floración de la marihuana
Compartir:

Causas de las quemaduras en plantas de marihuana

Tus plantas de cannabis pueden sufrir quemaduras debidas a distintas causas. Si notas que las hojas de tus plantas comienzan a volverse amarillentas, es el momento de llevar un control de la evolución y desarrollo de tu cultivo. De esta forma, lograrás solucionar a la mayor brevedad posible el problema de las quemaduras en las plantas de marihuana y evitar que vaya a más. Para evitar esta situación, es importante que tomes en cuenta algunas recomendaciones. Si este es tu caso, quédate y descubre a continuación, qué debes hacer cuando tu planta de cannabis ha sufrido daños por quemaduras.

Tipos de quemaduras en plantas de cannabis

Hojas quemadas por luz

quemadura-exceso-luz-plantas-cannabis

Las quemaduras por luz son unas de las más habituales en el cultivo de cannabis. Normalmente se produce por la corta distancia que existe entre los focos y las plantas. Por este motivo, es importante conocer la distancia correcta a la que deben ser colocadas las luces y la potencia de tu sistema de iluminación.

No hay mejor forma de prevenir estas quemaduras por luces que leer el manual del fabricante, ya que este varía según la marca. Si no cuentas con ningún tipo de manual de uso puedes contratar a un profesional para que te asesore según tus necesidades.

¿Cuáles son los síntomas de quemaduras por luz?

El principal síntoma es una decoración de color amarillo, generalmente en el centro de las hojas o lo más cercano a la fuente de luz. Aunque existen muchas razones para una decoloración, esta es fácil de identificar porque en las zonas de las hojas más alejadas a la luz sigue manteniendo un color saludable.

Por otra parte, cuando el cultivo se encuentra en etapa de floración podemos reconocer las quemaduras cuando el cogollo se vuelve de color amarillo, con pequeños pelos de color marrón, y gracias a la pérdida de algunos agentes, suelta un olor muy intenso. Cabe destacar que en cultivos de exterior una planta que esté muy bien hidratada no suele sufrir quemaduras por rayos de sol.

Hojas quemadas por el viento

quemadura-por-viento-pantas-de-cannabis

Lo primero que se ha de tener en cuenta es conocer si se trata de viento frío, aunque debes tener en cuenta que cualquier viento de alta intensidad no es muy beneficioso para el cultivo de cannabis.

¿Cuáles son los síntomas de quemaduras por viento? 

Normalmente, las quemaduras a causa del viento provocan una curvatura en las puntas de las hojas en forma de declive, es decir, adquieren la forma de una garra y sus bordes se decoloran y queman, llegando a ser tan frágiles que se deshacen con solo tocarlas. Solo se puede solucionar en algunos casos, colocando algún obstáculo que dificulte el impacto del viento sobre las hojas.

El principal problema con el viento es que este provoca mucho estrés en las plantas. A pesar de que estén sanas, dicho estrés se tiende en transformar en quemaduras. Lo mejor que puedes hacer es cambiarla de lugar en caso de que la tengas plantada en una maceta. Si no es así, debes buscar otras opciones.

Asimismo, asegúrate que ningún objeto a su alrededor roza sus hojas, ya sea paredes o mascotas. En muchas ocasiones, estos son alguno de los factores que determinan la vida de las plantas, ya que frecuentemente ocasionan roturas y heridas de las cuales no pueden recuperarse.

Hojas quemadas por exceso de nutrientes

quemadura-exceso-de-nutrientes

Aunque el tener tus plantas de cannabis nutridas es altamente necesario, también puede ser un factor que ocasiona quemaduras si tiendes a sobrecargarlas de nutrientes. Ten en cuenta que, cuando las plantas se sienten estresadas, estas van a manifestar su estado de estrés a través de las hojas, ya sea con manchas o quemaduras.

¿Cuáles son los síntomas de quemaduras por exceso de vitaminas?

Las decoraciones en las puntas de las hojas de color amarillo es el principal indicador de un exceso de alimento. Una vez detectada esta señal, lo mejor es generar un control con medidores de pH y medidores de EC, a su vez que se trabaja con agua de muy alta calidad, preferiblemente con un pH equilibrado de 5.5 y 6.5 libre de contaminantes.

Tenemos que combatir este exceso regando varias veces con esta agua a distintas horas del día, combinándolo con un complejo enzimático que elimine las raíces muertas y facilite la absorción de nutrientes acumulados en el sustrato.

Siguiendo estos pasos solamente queda observar la evolución de la planta, debería regresar al color vivaz y sin quemaduras que tenía anteriormente. Si quieres asegurar una recuperación completa debes continuar con el régimen controlado de alimentación.

Hojas quemadas por exceso de riego

quemaduras-exceso-riego-plantas-cannabis

Las quemaduras provocadas por el exceso de riego son el más difícil de identificar debido a que estas suelen confundirse con otros síntomas. Para detectar un exceso de riego tienes que combinar algunos síntomas como puntas quemadas, mediante un abono suave, y que la maceta no pierda humedad.

¿Cuáles son los síntomas de quemaduras por exceso de riego?

El cultivo de marihuana suele verse decaído y con hojas amarillentas, pero apuntando hacia arriba. Normalmente, las raíces se ven un poco podridas si escarbamos en la tierra. Para evitar esta condición, se recomienda un control de agua explícito para cada etapa de desarrollo, lo ideal es que el sustrato permanezca humedecido entre 1 a 3 días y solo regar cuando la maceta haya perdido la mitad del peso.